fbpx

Prensa

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA

25 de junio de 2019

Contacto: Shannon Minter - 415-624-6071; Correo electrónico sminter@nclrights.org

“Como sé de primera mano, estar sujeto a una terapia de conversión es una experiencia devastadora y traumática para los jóvenes y sus familias”.

(Salt Lake City, UT) Hoy, el Consejo del Condado de Salt Lake aprobó una resolución bipartidista unánime instando a la Legislatura de Utah a aprobar una legislación que proteja a los jóvenes LGBTQ de la terapia de conversión, la práctica potencialmente mortal de intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género de una persona.

A principios de este año, la Legislatura de Utah fracasó por poco en aprobar el Proyecto de Ley 399 de la Cámara de Representantes, que habría prohibido a los terapeutas autorizados someter a menores a terapia de conversión. El proyecto de ley fue patrocinado por el representante Craig Hall, un republicano de West Valley City y contó con un fuerte apoyo bipartidista, incluido el respaldo del gobernador George Herbert y el Departamento de Servicios Sociales de Utah. Sin embargo, los legisladores hostiles descarrilaron el proyecto de ley en el último minuto al ofrecer un proyecto de ley sustituto que habría destruido sus protecciones, acabando con las esperanzas de que se aprobara en la sesión regular de este año.

La resolución de hoy del Consejo del Condado de Salt Lake señala que "la terapia de conversión se ha asociado con altas tasas de depresión y tendencias suicidas entre los menores" e "insta a la Legislatura del Estado de Utah y al Gobernador de Utah a adoptar un estatuto que proteja a los menores de la terapia de conversión al prohibir terapeutas de salud mental con licencia sometan a menores a estas prácticas dañinas y desacreditadas”.

Hasta la fecha, 18 estados y el Distrito de Columbia y más de 50 localidades han protegido a los menores de edad de la terapia de conversión. Muchas de estas leyes fueron firmadas por gobernadores republicanos y aprobadas con el apoyo de legisladores republicanos.

Declaración de Mathew Shurka, sobreviviente de terapia de conversión y cofundador de Born Perfect:

“Aplaudimos al Consejo del Condado de Salt Lake por defender a los sobrevivientes de la terapia de conversión y dejar que los jóvenes LGBTQ sepan que son valorados. Como sé de primera mano, estar sometido a una terapia de conversión es una experiencia devastadora y traumática para los jóvenes y sus familias. Utah estuvo cerca de poner fin a esta práctica que amenaza la vida a principios de este año, y la acción de hoy del Consejo del Condado de Salt Lake envía un poderoso mensaje a los legisladores de Utah para que terminen el trabajo”.

Declaración de Shannon Minter, directora legal del Centro Nacional para los Derechos de las Lesbianas:

“Los legisladores de todo el país están trabajando juntos a través de líneas partidistas para proteger a los jóvenes LGBTQ de esta práctica peligrosa, que ha sido rechazada universalmente por las principales organizaciones médicas y de salud mental de nuestra nación. Los jóvenes LGBTQ ya corren un mayor riesgo de depresión e intentos de suicidio debido a la discriminación que enfrentan. La terapia de conversión multiplica esos riesgos exponencialmente. Estamos agradecidos con el condado de Salt Lake por su liderazgo y por demostrar que, independientemente de sus diferencias políticas, los legisladores tienen un interés compartido en promover la salud y el bienestar de todos los jóvenes”.

###

Born Perfect es una campaña dirigida por sobrevivientes para poner fin a la terapia de conversión creada por The National Center for Lesbian Rights, una organización legal nacional comprometida con el avance de los derechos humanos y civiles de la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales y transgénero a través de litigios y defensa de políticas públicas. y educación públicanacidoperfecto.org

 

 

Protegiendo nuestro futuro. ¡Done ahora!